VIAS, FERROCARRILES y TELEFERICOS

lunes, 12 de agosto de 2013

Inauguran tren de tecnología brasileña impulsado por aire

La presidenta brasileña, Dilma Rousseff, inauguró el sábado pasado en Porto Alegre un moderno tren de propulsión neumática y reiteró su compromiso con la modernización del transporte público.

“Es un proyecto revolucionario, con tecnología diferenciada y creada totalmente en Brasil, un país que prueba así su capacidad de crear e innovar”, dijo Rousseff en un acto celebrado tras el primer viaje del pequeño tren, que ella misma hizo junto a autoridades de Porto Alegre y del estado de Río Grande do Sul (sur).

El tren, bautizado como Aeromóvil, une el aeropuerto de Porto Alegre con una estación de ferrocarril vecina, a través de un trayecto de escasos 900 metros que realiza sobre un puente de concreto y en un tiempo de dos minutos.

Los vagones se movilizan sobre unas pequeñas ruedas de acero montadas en rieles y son impulsados por potentes ventiladores industriales, cuyas aspas son movidas por unos motores eléctricos de alto rendimiento y escaso gasto energético.

Tecnología que no contamina

Uno de los dos trenes que iniciaron sus operaciones en Porto Alegre transporta a 150 pasajeros, mientras que el otro tiene capacidad para 300 personas.

Todas sus operaciones son controladas de forma remota desde las estaciones, por lo cual no necesitan maquinistas.

“Es un tren de tecnología limpia, con motores eléctricos, sin ninguna emisión de gases tóxicos, moderno, sin contaminación visual y que responde a todas las preocupaciones de la comunidad internacional sobre el medio ambiente”, declaró la Jefa de Estado.

Este proyecto piloto, que está en operaciones, ha sido considerado como el punto de partida para iniciativas de mucha más envergadura que serán desarrolladas en diversos puntos del país.

El primer Aeromóvil ha costado unos 16,4 millones de dólares y se calcula que movilizará a cerca de 7.700 pasajeros por día.

Made in Brasil

El proyecto es totalmente brasileño y ha sido diseñado por el Grupo Coester, que ya tiene planes para construir otras dos líneas en la ciudad de Porto Alegre, una de nueve kilómetros y otra de 18.

Asimismo, el Grupo Coester informó que ha sido consultado por autoridades municipales de otras regiones del país.

Rousseff saludó el interés que ha despertado este proyecto en el resto de Brasil y se comprometió a promocionarlo “como una mercader ambulante”, con el fin de que sea adoptado en las ciudades que afrontan mayores dificultades en el área de transporte urbano.

La Presidenta dijo que el área de transporte ha pasado a ser “absolutamente prioritaria” para su Gobierno y reiteró que las previsiones de inversiones en ese sector llegan a unos 21.740 millones de dólares para los próximos años.

Según la Mandataria, “la mejoría de renta” que experimentaron los brasileños en los últimos años ha llevado a muchos a volcarse “al transporte individual”, pues “la mayoría quiere uno” y “ahora muchos” pueden comprarlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario